lunes, 22 de febrero de 2016

Reseña: Croquetas y wasaps

De la mano de

Título: Croquetas y wasaps
Autor: Begoña Oro
Editorial: SM
Año de publicación: 2013
Páginas: 232
ISBN: 9788467551907
Precio: 9,95 €

"¿Te has preguntado alguna vez qué quedará de ti cuando ya no estés? Clara sí. Justo cuando está al borde de la piscina. Y tiene dos opciones: tirarse de cabeza cuando todo su cuerpo grita para que lo haga, o quedarse quieta tapándose las orejas con las manos. Novela realista que agranda el universo de Pomelo y limón y narra con el estilo actual y chispeante de Begoña Oro el chaparrón de sentimientos al que se enfrenta una adolescente cuando se da cuenta de que tiene al alcance de su mano la oportunidad de ser feliz."

OPINIÓN PERSONAL

Lo cierto es que este era un libro al que le tenía muchas ganas, y he de decir que la espera se ha hecho muy larga hasta que pude echarle el guante en la biblioteca. En consecuencia, he de decir que tenía muchas expectativas a la par que bastante miedo de que estas no se vieran cumplidas. Si bien, no puedo negarlo, esta es una historia que me ha gustado bastante ya no sólo por lo que cuenta, sino por cómo lo hace.

Begoña Oro esta vez se centra en el personaje de Clara, una chica que ya había aparecido las veces en Pomelo y Limón, una historia que se puede considerar como una especie de precuela de la que nos ocupa en esta reseña. Clara sufre de mal de amores ya que el que parece el chico de sus sueños no quiere salir con ella y parece que tiene preferencia por otras chicas. Tras la extraña e inesperada ruptura, nuestra protagonista se sume en un océano de oscuridad, piensa que no va a ser capaz de levantar cabeza y por ello se encuentra sumamente deprimida. Sin embargo, en su entorno van a empezar a pasar unas cuantas cosas que le harán cambiar de idea: desde un abuelo inconformista a un amigo por el que empieza a sentir al especial.

Realmente, si nos paramos a pensarlo, esta historia no tiene ningún elemento extraordinario o fantástico, sin embargo, es en esa cotidianidad donde reside su encanto. Como ya he comentado anteriormente, si algo me llama la atención de esta historia es la forma en la que está escrita, ligera y fresca, divertida y dramática, con un toque de fantasía que te hace engancharte hasta el final. Realmente es una forma de narrar peculiar que a mi, personalmente, me encanta: me gusta mucho como Oro juega con metáforas y comparaciones con elementos tan simples y cotidianos como estas tiras adhesivas para atrapar a las moscas, de modo que estos recursos dejan de ser algo "elevado" (como parece que siempre nos los han transmitido en las clases de literatura, siempre con comparaciones bellas) para convertirse en algo divertido y al alcance de todo el mundo. Por no hablar, además de que se incluyen otros elementos que aligeran la narración, como es el caso de dibujos, notas, o conversaciones de wasap. Insisto, la historia es algo que nos puede pasar a cualquiera, el sufrir una ruptura que nos pille de sorpresa, el sufrir por ello y salir del pozo mirando a nuestro alrededor.

Quizás, otro elemento que dota de encanto esta historia son sus personajes, peculiares y enternecedores a la vez, con un toque de caricatura que podemos ver en el abuelo de Clara (el gran filósofo de la novela), que prácticamente escupe ciertas verdades (de perogrullo, pero que a veces se nos olvidan) a la cara del lector, siempre con ese toque cómicos y caricaturesco. Para los lectores de la anterior obra de Begoña Oro siempre esta bien profundizar en uno de los personajes secundarios más carismáticos de Pomelo y Limón, como es el caso de Clara, que vuelve a interactuar con Pinilla y Jorge en esta obra.

En resumidas cuentas, ya que tampoco me quiero extender mucho más ni revelar los secretos de esta novela, este es un libro altamente recomendado, una lectura ligera y fresca para esos momentos en los que se necesita desconectar (aunque como desconectes mucho, puede caer en un único día), reír y pasar un buen rato, como los personajes que disfrutan de las croquetas caseras.

lunes, 22 de febrero de 2016

Reseña: Croquetas y wasaps

De la mano de

Título: Croquetas y wasaps
Autor: Begoña Oro
Editorial: SM
Año de publicación: 2013
Páginas: 232
ISBN: 9788467551907
Precio: 9,95 €

"¿Te has preguntado alguna vez qué quedará de ti cuando ya no estés? Clara sí. Justo cuando está al borde de la piscina. Y tiene dos opciones: tirarse de cabeza cuando todo su cuerpo grita para que lo haga, o quedarse quieta tapándose las orejas con las manos. Novela realista que agranda el universo de Pomelo y limón y narra con el estilo actual y chispeante de Begoña Oro el chaparrón de sentimientos al que se enfrenta una adolescente cuando se da cuenta de que tiene al alcance de su mano la oportunidad de ser feliz."

OPINIÓN PERSONAL

Lo cierto es que este era un libro al que le tenía muchas ganas, y he de decir que la espera se ha hecho muy larga hasta que pude echarle el guante en la biblioteca. En consecuencia, he de decir que tenía muchas expectativas a la par que bastante miedo de que estas no se vieran cumplidas. Si bien, no puedo negarlo, esta es una historia que me ha gustado bastante ya no sólo por lo que cuenta, sino por cómo lo hace.

Begoña Oro esta vez se centra en el personaje de Clara, una chica que ya había aparecido las veces en Pomelo y Limón, una historia que se puede considerar como una especie de precuela de la que nos ocupa en esta reseña. Clara sufre de mal de amores ya que el que parece el chico de sus sueños no quiere salir con ella y parece que tiene preferencia por otras chicas. Tras la extraña e inesperada ruptura, nuestra protagonista se sume en un océano de oscuridad, piensa que no va a ser capaz de levantar cabeza y por ello se encuentra sumamente deprimida. Sin embargo, en su entorno van a empezar a pasar unas cuantas cosas que le harán cambiar de idea: desde un abuelo inconformista a un amigo por el que empieza a sentir al especial.

Realmente, si nos paramos a pensarlo, esta historia no tiene ningún elemento extraordinario o fantástico, sin embargo, es en esa cotidianidad donde reside su encanto. Como ya he comentado anteriormente, si algo me llama la atención de esta historia es la forma en la que está escrita, ligera y fresca, divertida y dramática, con un toque de fantasía que te hace engancharte hasta el final. Realmente es una forma de narrar peculiar que a mi, personalmente, me encanta: me gusta mucho como Oro juega con metáforas y comparaciones con elementos tan simples y cotidianos como estas tiras adhesivas para atrapar a las moscas, de modo que estos recursos dejan de ser algo "elevado" (como parece que siempre nos los han transmitido en las clases de literatura, siempre con comparaciones bellas) para convertirse en algo divertido y al alcance de todo el mundo. Por no hablar, además de que se incluyen otros elementos que aligeran la narración, como es el caso de dibujos, notas, o conversaciones de wasap. Insisto, la historia es algo que nos puede pasar a cualquiera, el sufrir una ruptura que nos pille de sorpresa, el sufrir por ello y salir del pozo mirando a nuestro alrededor.

Quizás, otro elemento que dota de encanto esta historia son sus personajes, peculiares y enternecedores a la vez, con un toque de caricatura que podemos ver en el abuelo de Clara (el gran filósofo de la novela), que prácticamente escupe ciertas verdades (de perogrullo, pero que a veces se nos olvidan) a la cara del lector, siempre con ese toque cómicos y caricaturesco. Para los lectores de la anterior obra de Begoña Oro siempre esta bien profundizar en uno de los personajes secundarios más carismáticos de Pomelo y Limón, como es el caso de Clara, que vuelve a interactuar con Pinilla y Jorge en esta obra.

En resumidas cuentas, ya que tampoco me quiero extender mucho más ni revelar los secretos de esta novela, este es un libro altamente recomendado, una lectura ligera y fresca para esos momentos en los que se necesita desconectar (aunque como desconectes mucho, puede caer en un único día), reír y pasar un buen rato, como los personajes que disfrutan de las croquetas caseras.